Navegacion

miércoles, 24 de noviembre de 2010

¿Acaso es mentira?


Gente del Petroleo                               
 


Gente del Petróleo rechaza las agresiones del Presidente de la República y de los comunicadores sociales que integran la fracción del PSUV en la Asamblea Nacional en contra de Globovisión y de su principal accionista, señor Guillermo Zuloaga.  Como ya es habitual, cada vez que se critica al régimen totalitario Siglo XXI que impera en nuestro país, el oficialismo afirma que son ataques a Venezuela y que existe el delito de traición a la patria.

Por haber sido víctimas de todos los abusos posibles por parte del Poder Ejecutivo, los cuales han sido permitidos por los otros Poderes del Estado, colocándonos en total indefensión, los trabajadores ilegalmente despedidos de PDVSA a raíz de la huelga convocada por todos los partidos de oposición, por la Confederación de Trabajadores de Venezuela (CTV) y por la Federación de Cámaras de Comercio y Producción  (Fedecámaras)  en diciembre del 2002, damos fe de que en Venezuela se violan los derechos humanos, hay una treintena de presos políticos y cientos de exiliados.

¿Acaso es mentira que casi 23.000 trabajadores fuimos despedidos ilegalmente de PSVSA y filiales?   ¿Acaso es mentira que muchos de estos despedidos se encontraban de vacaciones o  de reposo médico? ¿Acaso es mentira  que PDVSA desconoció las prestaciones que les corresponden por ley y que tiene secuestrados sus haberes en el Fondo de Ahorros y en el Fondo de Jubilación? ¿Acaso es mentira que no se ha reconocido el derecho adquirido a la jubilación?

¿Acaso es mentira que nuestro compañero José Manuel Vilas fue asesinado por dos motorizados identificados con el oficialismo, contando con la tolerancia de un pelotón de la Guardia Nacional? ¿Acaso es mentira que por lo menos uno de los asesinos está identificado pero no ha sido imputado? ¿Acaso es mentira que a pesar de que hemos denunciado este hecho en varias oportunidades ante la Fiscalía General de la República y ante la Defensoría del Pueblo, ninguna de estos organismos se ha ocupado de que se haga justicia? ¿Acaso es mentira la agresión de la Guardia Nacional a mujeres y niños de Los Semerucos?l     

¿Acaso es mentira que el 11 de abril de 2002 más de 60 pistoleros confesos oficialistas dispararon contra una mancha pacífica en la avenida Baralt y ninguno de ellos está detenido? ¿Acaso es mentira que por esos sucesos fueron injustamente condenados a penas máximas nueve funcionarios policiales? ¿Acaso es mentira que los asesinos de la señora Maritza Ron solo estuvieron detenidos unos pocos meses?

¿Acaso es mentira que el pueblo venezolano rechazó en el referendo del 2 de diciembre de 2007 una serie de propuestas contrarias a la Constitución y que, sin embargo, el Ejecutivo las ha venido imponiendo, con la complicidad de los otros Poderes? ¿Acaso es mentira que el régimen cerró RCTV, se apoderó de sus equipos,  clausuró 34 estaciones de radio, abrió un procedimiento judicial en contra de El Nacional y mantiene un acoso permanente sobre los medios de comunicación que no son sumisos? ¿Acaso es mentira que numerosos propietarios han sido despojados de sus empresas, fincas e inmuebles?

¿Acaso es mentira que el Presidente  de la República ha hecho apología del grupo narcoterrorista de la FARC, que seguidores suyos erigieron una estatua al fallecido jefe terrorista Manuel Marulanda y que personalmente solicitó un minuto de silencio por la muerte del terrorista Raúl  Reyes? ¿Acaso es mentira que el gobierno mantiene estrechas relaciones de amistad con los peores dictadores del mundo y que regala nuestro petróleo para ejercer influencia política?

¿Acaso es mentira que se persigue a quienes manifiestan por la deficiencia de los servicios públicos y a líderes sindicales? ¿Acaso es mentira que por la tolerancia del gobierno con el hampa,  Venezuela se ha convertido en uno de los más peligrosos países del mundo y que a pesar de los miles de millones de dólares que han ingresado no se han resuelto ninguno de los problemas que aquejan a la población?

Gente del Petróleo insta a todos los demócratas a rechazar las agresiones del régimen y a exigirle que se ocupe de resolver los problemas de los venezolanos y residentes. Invitamos a toda la ciudadanía  a la marcha de este sábado 27 de noviembre para defender a Venezuela y los derechos de los venezolanos.

0 comentarios: