Navegacion

jueves, 31 de marzo de 2011

Injusticia eléctrica

El gran derrochador es Corpoelec, no los usuarios. En 2010, los venezolanos bajaron su consumo en 8.121 gigavatos/Hora 
 
Jose Aguilar
 
La agravada insuficiencia eléctrica de 2011, forzó el 6 de marzo de 2011 al oficialismo a editar su tratamiento mediático-político de la crisis eléctrica que estaba vehemente dada "por superada", admitiendo un fracaso. Pero en vez de asumir su responsabilidad, asignó nuevos culpables, dejando atrás a "El Niño".

Ahora los nuevos culpables son: Los usuarios derrochadores, los "17.500 megavatios (Mw) disponibles" que no dan, y que es imposible instalar "2.000 Mw-año", por lo que viene una nueva ronda de racionamientos para bajar 2 por ciento más la demanda, similar a la de 2006, pero con 2.25 millones más de venezolanos (7.67%).

Tal injusticia merece una enérgica respuesta. Escondiendo información del sistema por 121 días vía Internet, después de "haber ofrecido" 15.500 Mw al 2015, con 46 mil millones de dólares, todo dicho antes del 26-S de 2010, ahora resulta que son los usuarios los "grandes derrochadores". Veamos los hechos 2010-2011.

La máxima demanda de electricidad de 2011, 15.955 Mw, ocurrió el 10 de febrero. ¿Pero por qué no puede suplirse con una reserva de aún 2.055 Mw? Una de dos: no hay los Mw, o peor aún,  no los ponen a generar.

El Gobierno instaló 1.250 Mw nuevos en 2010, pero expresa ahora que es "imposible instalar 2.000 Mw-año, ante un crecimiento de -la demanda- de 6 por ciento interanual -falso-". Admitió que 14.250 Mw pendientes al 2015 son irrealizables. La cifra es 425 Mw por año, es decir, 3.78 por ciento-año.

El gran derrochador es Corpoelec, no los usuarios. En 2010, los venezolanos bajaron su consumo en 8.121 gigavatos/Hora (Gw/h), pero ahora quieren 12.651 Gw/h, por eso Venezuela no crecerá económicamente como lo "anunciado".

El año cuando más llovió fue cuando más se racionó (2010), para terminar botando al Orinoco y Apure 4.500 Gw/hpor no poder generar (55.4%) del sacrificio hecho, eso es pecado. Por no mantener las unidades, quemó 7.68 millones de barriles equivalentes de petróleo (BEP) más. Todo equivale a 17.7 millones de BEP. La crisis eléctrica y despilfarro de Corpoelec impactó por 13.468 millones de dólares. ¿Quién es el gran derrochador entonces?

Venezuela sin justicia,sin suficiente luz incompatible con el progreso. Venezuela perdida en el tiempo y recursos. Una tragedia clamando un cambio político urgente ante aberrante injusticia eléctrica.

0 comentarios: