Navegacion

martes, 1 de febrero de 2011

Tres consideraciones. Juan Fernández

NO MAS PRESOS POLITICOS, NI EXILIADOS.
1. EL PODER DE LA GENTE.
Cuando los gobernantes se creen infalibles, todopoderosos y se olvidan para quien trabajan o mejor dicho a quienes se deben, de repente y como una reacción en cadena sucesos uno tras otros pasan y el poder de la gente se demuestra de manera contundente. Como lo he mencionado en otras oportunidades, no hay gobierno o gobernante que pueda con el reclamo popular. Hoy el mundo lo está viendo las reacciones populares en Túnez, Egipto y el Yemen, efecto que por cierto puede seguir contagiándose en Argelia, Siria y otros gobiernos de índole autocrática y totalitaria.
Son varias las características comunes de esto regímenes, larga permanencia de sus presidentes y gobiernos, tienen elecciones con lo cual marcan una área gris de supuesta democracia, existen grupos opositores y la disidencia dura vive el exilio. La justicia es sesgada y apegada a los deseos de la cabeza del gobierno y mantiene una política exterior de conveniencia cuyo objetivo primordial es mantener el poder. Ojala el sacrificio de los pueblos para obtener libertad y democracia se exitoso, y contagie a otros pueblos urgidos de libertad, democracia, justicia y oportunidades para todos.
2. RIESGO PAIS.
Quizás como ya en nuestro país nada asombra y el gobierno pone la agenda de la discusión pública diariamente Chávez, lo ocurrido recientemente con la amenaza pública de estatizar un banco ha dado la vuelta al mundo. Lamentablemente para los venezolanos, las imágenes mostradas de Chávez muestran como se gobierna el país. Lo hecho define a Chávez como el estado y amo soy yo, aquí se hace lo que yo diga, ¿Será este un comportamiento de un país democrático o más bien el de una dictadura? Hoy en día para Venezuela un país que requiere de inversión extranjera, de préstamos, de socios para desarrollar y diversificar la economía, es totalmente negativo y sus consecuencias aunque aparentemente esté resueltas por las disculpas, el resultado es aumentar el riesgo país. De inmediato aumenta y esto se traduce en el aumento del costo financiero, de hecho Venezuela es de los países con mayor riesgo del mundo. La conclusión es la falta de vivienda de los venezolanos, el estado de pobreza en el que se nos tiene sometido y la imposición de un sistema de vida no deseado por la gente.
3. PDVSA DE MAL EN PEOR.
Característica del régimen actual es echarle y reclamar a otros, el llamado a las empresas socias de PDVSA al aumento de producción cuando en la gestión de Chávez se han perdido un millón de barriles de producción, anunciando reservas de petróleo de crudo por 290 mil millones las cuales superarían a los Sauditas, sin mencionar que en la actualidad tiene Arabia Saudita una capacidad de producción de 12 millones de barriles por día y Venezuela solo de 2.3 millones por día. No han mencionado el caso de la refinería de Saint Corix en donde una multa de 5.3 millones debe pagar Hovensa por haber aumentado las emisiones contaminantes y tendrá que hacer inversiones por 700 millones de dólares para remediar el efecto ambiental. ¿Creemos los venezolanos que con este gobierno tiene futuro PDVSA?. Ojala los diputados de la asamblea nacional hagan el trabajo de exigir cuentas a quienes hoy en día destruyen a la industria petrolera venezolana...

0 comentarios: