Navegacion

martes, 1 de noviembre de 2011

Las tareas: grado de dificultad



                                                                                                          Eddie A. Ramírez S.
¿Cuáles son las tareas que tendrá que realizar el gobierno democrático que asumirá el poder en enero del 2013 y cuál es su grado de dificultad para resolverlas? Algunas son muy importantes, pero relativamente sencillas de resolver a corto plazo. Otras son también importantes, pero  ameritan cierto tiempo para que surtan efecto. Corresponderá al mundo político moderar las expectativas. 
 
Las tareas prioritarias necesariamente tienen que ser las mismas que realizó el teniente coronel: La Fuerza Armada y Pdvsa. La diferencia es que su tarea tenía por objetivo poner a estas organizaciones al  servicio de su proyecto político y la del nuevo gobierno será lograr que las armas estén supeditas a la Constitución y abocadas a la defensa nacional, y  reparar Pdvsa para maximizar  el ingreso petrolero  y que éste se destine a resolver los problemas del país. 
 
Aunque la politización afectó gravemente tanto a la Fuerza Armada, como a Pdvsa, desviándolas de su misión y designando en sus altos mandos  y directivas  a personas sumisas, incapaces y  a veces corruptas, dada la organización piramidal de ambas y la permanencia de  muchos profesionales capaces y no politizados, la tarea de reconstrucción puede ser a corto plazo. La clave está en  realizar los cambios con ecuanimidad, respetando la meritocracia y sin violar los derechos de los que sean desplazados.  Paralelamente, tomando en cuenta la escasez de personal capacitado y la reparación de injusticias, muchos oficiales que fueron dados de baja y trabajadores que fueron despedidos deberán ser reincorporados. Al respecto, existe la experiencia de las medidas adoptadas a la caída de Pérez Jiménez. El principio fundamental debe ser no premiar a quienes salieron, ni  penalizar indebidamente a quienes se quedaron.
 
Sanear el Poder Judicial es la segunda prioridad y es una tarea más difícil que las anteriores. La ventaja es que como hay muchos jueces provisionales, en poco tiempo pueden abrirse concursos para llenar los cargos. También hay que recordar que los casos de  Ana María Ruggeri, Rocha, Apitz y Afiuni no son los únicos. Decenas de jueces fueron destituidos por no ser sumisos y en el excelente libro de Rafael Chavero  “La justicia revolucionaria roja”, están consignados algunos de estos casos.    
 
Otras tareas tales como resolver los problemas de inseguridad, pobreza, inflación, educación, sanear todas las empresas y organismos del Estado, crear conciencia ciudadana, recuperar parte del talento que emigró, mejorar sueldos y salarios de médicos, profesores, maestros, policías, cumplir con los contratos colectivos vencidos,  crear empleos y reconstruir la infraestructura son labores que requerirán una gran atención y  algunas de ellas tiempo. 
 
Como en botica: Nuestro reconocimiento a ese gran luchador por la democracia que es Antonio Ledezma. Lamentamos la salida del aire de la combativa profesora Marta Colomina. Esperamos su pronto regreso. De acuerdo con el aumento de los sueldos de los militares, pero exigimos el mismo trato a otros sectores. La mayoría oficialista en la Asamblea  Nacional pretende cambiar la Ley del Ejercicio de la Medicina para dar  cabida a los llamados médicos comunitarios. Lo procedente es que a estos muchachos engañados les  limiten su radio de acción y les den cursos intensivos de nivelación.

0 comentarios: