Navegacion

lunes, 26 de diciembre de 2011

85% de recortes en el interior son para darle luz a Caracas


Sostienen que en el sector hay una discriminación inadmisible

imageRotate
Aseguran que es "pésimo" el desempeño de la EDC en su capacidad de generación
 
MARIELA LEÓN |  EL UNIVERSAL (26-12-11)

Desde inicios de la crisis eléctrica -a finales de 2009- hasta la fecha, al interior del país se le aplican bloques de racionamientos de energía diariamente, con el fin de garantizar de manera permanente el servicio a la Gran Caracas.

Las primeras medidas de recorte en el consumo eléctrico, las orientó el Gobierno hacia las empresas básicas de Guayana, medida que se mantiene vigente aún cuando se levantó la declaratoria de emergencia; seguidamente fueron exhortados a disminuir la demanda de energía, las industrias, los comercios, las oficinas públicas y los usuarios residenciales.

Las autoridades elaboraron un Programa de Racionamiento para Caracas, que duró sólo horas en su aplicación. Sin embargo, recuerda José Aguilar, consultor internacional de sistemas eléctricos, se aplicaron recortes en el resto del país, con el propósito de preservar el servicio en la capital, sede de la presidencia de la República y de los poderes públicos.

Señala el especialista que durante veintitrés meses (2010 y once meses de 2011) "ha habido una discriminación en el suministro de energía en el país, cuando todos los venezolanos somos y debemos ser iguales". Adiciona Aguilar que "asumiendo que somos 28,5 millones de venezolanos, según cifras preliminares del Instituto Nacional de Estadística (INE), deberíamos tener unos 8,5 millones de habitantes (29,8 %) en la Gran Caracas y 20 millones de habitantes (70,2%) en el interior del país".

"A la provincia, excluyente de la Gran Caracas, se le han racionado 4 mil 634 gigavatios hora (GWh)", dice el analista. "Para mantener a la capital eléctricamente bien, debido al pobre desempeño de la Electricidad de Caracas (EDC), en su proceso de generación, se han requerido 3 mil 936 GWh, es decir el 70,2 % de los venezolanos se ha sacrificado casi un 85% para que 29,8 % disfrute de los beneficios de un servicio seguro y confiable. Eso es una inequidad inadmisible".

Esta situación implica que "lo que toma la Gran Caracas del SEN equivale al 85% de lo que se raciona en la provincia (3936/4634 GWh x100). Esta desproporción hace sufrir injustamente a la mayoría de los venezolanos para que la minoría cuente con electricidad".

"La EDC, ahora fusionada en la Corporación Eléctrica Nacional (Corpoelec), ha empeorado pese a que casi un tercio de los megavatios (Mw) nuevos incorporados al Sistema Eléctrico Nacional (SEN) desde enero 2010 se han destinado al territorio servido por esa empresa", argumenta.

Insiste el consultor en que "ese desempeño de la generación es inadmisible y merece duras preguntas por parte de la población", además "no es aceptable considerando las enormes sumas invertidas para que el servicio en la Gran Caracas sea óptimo y no lo es".

La EDC puede intercambiar energía con el resto del SEN, es decir puede importar unos 1200 megavatios (Mw) y puede también exportar cerca de 500 a 600 Mw, advierte. "El oficialismo ha dicho que Caracas es un exportador de energía. Falso. Su pésimo desempeño hace que importe o tome energía del SEN a una tasa del 90,7 %", dice.

0 comentarios: