Navegacion

martes, 22 de octubre de 2013

PDVSA OPERADOR CAMBIARIO

Juan Fernández

La Petro-Dependencia se acentúa aun mas en la economía venezolana, el nombramiento de Rafael Ramírez como encargado del área económica así lo demuestra. PDVSA pasara a tener funciones de operador cambiario para satisfacer la demanda de divisas que el país requiere y supuestamente hacer bajar el precio del dólar. A tal efecto Ramírez anuncia la reactivación de un mecanismo que “subasta” de 100 millones de  dólares semanales, lo cual es mas  una asignación de divisas, por la incapacidad del dólar controlado por CADIVI de satisfacer la demanda de la economía.

Este mecanismo de múltiples tasas de cambio, sumado a las  restricciones en la oferta, no es positivo para la economía. Es muy factible que el dólar llamada  marginal determinara el precio de la divisa para la economía y se traducirá en un factor para generar inflación, disminuyendo el poder adquisitivo de la gente, una política económica de empobrecimiento de la población.

Siendo PDVSA el proveedor  exclusivo de divisas al país, cabe la pregunta, ¿Si PDVSA  esta capacidad actual para suplir esas necesidades y cuales son los efectos de convertir a PDVSA en un operador cambiario, en una economía en donde el gobierno por sus erradas políticas ha hecho perder capacidad productiva, fabricas, empresas, infraestructura y se necesita importar de todo, y a su vez mantener una tasa de cambio?.

1. Deuda de PDVSA
La interrogante sobre la capacidad actual de PDVSA, la podemos comenzar por unas declaraciones publicas de Agosto de este año dadas por Ramírez en donde señalo  que PDVSA no continuara, ni emitirá mas deuda en dólares, ”porque es una tontería”, es preferible endeudarse en bolívares y  esta semana resulta que varias agencias indican por información dada por personal de PDVSA que prefieren no identificarse, explican un  proceso de restructuración de la deuda de PDVSA para intercambiar deuda por vencerse de PDVSA en dólares por una de mayor plazo, los famosos PETROBONOS, visitando los mercados, en Nueva York,  Asia, Europa, es decir emitirá nueva deuda en dólares. La grave crisis de caja que hace prever  un cuello de botella para pagar deuda de tipo financiero, los datos que PDVSA publica en sus estados financieros del 2012, cuyo total es de 37.722 millones de dólares con vencimientos de 2.000 millones en 2013 y de 8.000 en 2014, y  en 2013 se han anunciado otros 10.000 millones mas de deuda financiera.

Pero además hay mas de 20.000 millones de dólares en cuentas por cobrar por favores políticos que no generan caja, la deuda con proveedores y contratistas supera los 150.000 millones de dólares, la deuda con el BCV, y las obligaciones de caja de PDVSA también deben incluir los aportes a las asociaciones para desarrollos en la faja, que como hemos comprobado su avance es nulo y hasta socios se comienzan a retirar como es el reciente caso de LUKOIL., en consecuencia una primera conclusión es de “estrechez financiera”. PDVSA tendrá que continuar emitiendo deuda en dólares a un mayor costo que algunos analistas ubican como la mas alta del  planeta sobre el 12.15%.

2. Capacidad generación de DIVISAS
Las estadísticas de producción de la OPEP publicada en el “Monthly Review” resulta en una producción según fuentes independientes de 2.325 millones de bl/día, una diferencia de 469 mil bl/día con respecto al cifra que proporciona PDVSA que dice producir 2.794 millones de bl/día. El volumen de 2.325 luego de deducidas las entregas a China, Suministros de carácter político tipo Cuba, las necesidades de mercado interno, el saldo es de 1 millón de bl/día y aun considerando al cifra del gobierno el volumen seria de 1.4 millones de bl/día, lo cual no es suficiente para atender una demanda de divisas de 40.000 millones de dólares para 2013. Esto explica una de las razones del endeudamiento masivo a que se somete PDVSA directa o indirectamente por parte del gobierno, pero todo parece indicar que se esta agotando esa vía por el lado de los chinos.

Segunda conclusión, no es suficiente la producción actual de PDVSA , ni su política comercial de ventas para satisfacer la necesidades de divisas.

3. Operador Cambiario.
Ramírez indica una disponibilidad de 100 millones de dólares para “la subasta”, se supone que la tasa de cambio de estos dólares será superior al dólar controlado por el gobierno, lo cual en un ejercicio matemático dependiendo del precio final pudiese representar el doble, el triple , etc., con respecto a la cotización oficial, con lo cual PDVSA obtiene mas bolívares y con ellos disponibilidad para pagar con una moneda devaluado cuya aplicación podría ser para cancelar parte de la deuda, al BCV o al portafolio de proveedores y contratistas en bolívares. EL efecto inflacionario se genera pues estos bolívares no responden a un aumento de producción de bienes y servicios, sino que son masa monetaria, y al haber mas bolívares y los mismos bienes, es fácil entender el aumento de precios. Este mecanismo resultara en una distorsión adicional al mercado cambiario, manteniendo un mercado confuso para la determinación del precio para la economía de la divisa, y lleno de regulaciones y restricciones. Tercera conclusión, PDVSA como un operador cambiario directa o indirectamente en un mercado regulado no será eficiente, el mecanismo propuesto será factor de inflación.

4. Algunas Consideraciones Finales.
La crisis económica actual no se resuelve con mecanismos como el propuesto por el gobierno de asignación de divisas según el criterio de una gerencia publica que ha demostrado ser incapaz. El sesgo ideológico de los personeros de la administración publica imposibilita la adopción de medidas para hacer cambios estructurales en la economía. Es imprescindible un plan de generación de ingresos en divisas por  lo cual PDVSA debe aumentar su producción de crudo  y restablecer su s capacidad de refinación en lo interno para disminuir las importaciones de combustibles. El endeudamiento que parece inevitable se continúe debe considerar diferentes opciones que permitan reactivar el aparato productivo del país, generando empleo y riqueza con esquemas que minimicen el costo financiero para el país como el uso de agencias y bancos de desarrollo que minimicen el efecto riesgo país,  inclusive como ya esta haciendo Argentina ir a los multilaterales como el Banco Mundial para obtener financiamiento para el desarrollo. 

0 comentarios: