Navegacion

viernes, 31 de octubre de 2008

VENEZUELA AGAZAPADA

Rafael Gallegos


Los tormenteros gritan magnicidio y el venezolano, que ha afinado la vista y aprendido a no embestir trapos rojos, se queda en su casa … como si nada. Acurrucado, agazapado, como diciendo a otro con esa olla. Cual sigilosa pantera a la caza a su presa, esperando el momento oportuno para saltar. Sabedor de que ya vamos por el enésimo intento de magnicidio y consciente de lo único que se está asesinando aquí es el futuro del país, a punta de división del alma nacional, apagones, desastre de PDVSA, licuefacción de los poderes públicos, opacidad del árbitro electoral, centralismo, autocratismo y la fracasada y represiva Cuba como modelo de desarrollo. “Venezuelacidio”, es lo que percibe el pueblo, agazapado… a la espera del 23 de noviembre.

A dormir muchachos, apaguen el televisor, le dicen los preocupados padres a sus niños cuando comienzan las cadenas. Somos el único país del mundo con discursos presidenciales censura C y hasta XXX. Deberían advertir que esos soliloquios son para mayores de 18 años o “acompañados de sus padres”. Pobre pueblo, va a creer que el socialismo del siglo XXI es igualar el lenguaje… por abajo. Qué mal ejemplo. Si algún maestro se atreviera a hablar así en el aula, sería suspendido inmediatamente. Entonces, ¿por qué los organismos pertinentes se hacen los locos ante el lenguaje de quien debería ser el maestro de maestros? Puro felicitador, como los de Pío Gil. Justificaciones vergonzosas como esa de que el presidente habla así, cuando precisamente lo que sucede es que debería hablar de otra manera. O que de esa manera se comunica con su pueblo, como si éste fuera gafo, soez y no supiera distinguir las piezas oratorias de calidad. Desde Gómez hasta Caldera, pasando por López Contreras, Medina, Betancourt, Gallegos, Pérez Jiménez, Larrazábal, Leoni, CAP, Herrera, Lusinchi, Velásquez, la única vulgaridad que se le escuchó a Presidente alguno fue aquel “a mi tu no me jodes” que pronunció Lusinchi y eso muy molesto, fuera de cámara y ya no era Presidente. Los lenguajes presidenciales en Venezuela eran cuidadosos y educativos. Tenían Majestad Presidencial y respetaban a la audiencia. ¿Alguno de mis lectores recuerda a Fidel Castro – el padre del padre de la “revolución”- diciendo una sola grosería en los cincuenta años de dictadura? … ¿Una sola? ¿Alguno de los actuales presidentes latinoamericanos dice vulgaridades? Seguramente ninguno. Piiiii, piiiii, piiii, hace el pueblo venezolano ante tamaño “desmaestro”, y cual Kico le solicita a gritos: “cállate, cállate que me desesperas”, mientras agazapado espera ansioso… el 23 de noviembre.

Ni el show para meter preso a Henrique Capriles, suspendido según los deslenguados porque hasta Diosdado Cabello le hubiera dado su voto si lo encarcelaban. Ni las arbitrarias inhabilitaciones a Leopoldo López, Enrique Mendoza, Barreto Cira, William Méndez y a otras fijas nacionales en la carrera electoral. Ni las amenazas contra los miembros del Movimiento 2D. Ni el calculado marasmo en el proceso que se le sigue a los policías. Ni las mentiras de la producción petrolera que contradicen al mismísimo Goebbels porque mientras más la dicen, menos les creen. Nada de eso logrará sacar a los venezolanos a la calle para dar pie a la suspensión o al desfase de las elecciones. El pueblo está claro como nunca. Tranquilo en sus casas. Las energías están guardadas para salir, el 23 de noviembre, a recuperar espacios para la democracia.

Y los tormenteros lo saben. Ellos leen las encuestas que dicen que el pueblo lo tienen en la espalda. Que ya son gobierno anterior y tras anterior. Que ya fracasaron y lo que les queda en lugar de pedir votos… es pedir perdón. Los venezolanos ante tanto trapo rojo decimos como el prócer de la democracia Rómulo Betancourt: adelante por arriba de las tumbas adelante. Este pueblo hoy agazapado, saldrá a la calle 23 N.

No hay que dormirse en los laureles. Hay que luchar por el triunfo del 23N y ese día, salir en masa a votar por los candidatos de la democracia. El 24 N corresponde defender el voto. Y luego luchar para ejercer la autoridad conferida por el pueblo. Porque aquella triste frase de que si ganan no les pasaré dinero, es inconstitucional y un atentado contra la institucionalidad. El Presidente es el primero que debe cumplir la Ley, tal como se exige en todas las democracias del mundo, menos en la cubana, por supuesto.

EL MAL EJEMPLO QUE CHACAO DA

En Chacao asistimos al triste espectáculo de cuatro candidatos de oposición. Si llegare a ganar el del gobierno por la división, el karma los perseguiría a los cuatro por toda la vida. Por favor candidatos de Chacao… no sean candidotes. Venezuela primero.

miércoles, 29 de octubre de 2008

Petroleo: La Obligacion de Informar

Diego Gonzalez

¿Por qué se vocifera que se está exportando menos para el "Imperio"?

El artículo 19 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos (1948) consagra el derecho a la información. Hoy, ante la situación crítica provocada por la caída de los precios del petróleo y la crisis financiera en Estados Unidos, que repercutirá en la economía nacional, es cuando los venezolanos, propietarios del preciado hidrocarburo de acuerdo con el artículo 12 de la Constitución de 1999, más necesitamos saber cuál es la situación real de la industria petrolera venezolana. Por un absurdo secreto que guarda el Gobierno, el país no sabe qué ocurre dentro de la estatal petrolera. Además, lo que se publica es contradictorio. No se conoce cuánta es la verdadera producción diaria de petróleo y gas, ni cuánto se refina, cuánto se exporta, cuánto es el consumo nacional de gasolina, diesel, kerosén y fuel oil, y cuánto se les vende a los países con los que se han firmado convenios de entrega de petróleo y sus derivados, en especial a Cuba.

Pdvsa recientemente presentó su Informe Operacional Financiero al 30 de junio de 2008. En la página 14 se lee que durante el primer semestre del año se hicieron compras de crudo y productos por 17,8 millardos de dólares. Semejante cifra, siendo conservadores, indica que se compraron cerca de 99 millones de dólares diarios de petróleo y sus derivados.

En dicho informe se lee (pág. 8) que se compraron 990 mil barriles diarios (mbd) de crudos y productos, por supuesto a precios internacionales y de contado, para completar los reque-rimientos del sistema de refinación nacional e internacional de Pdvsa, en especial los de las refinerías de Citgo en Estados Unidos, sin informar cuánto fue para las refinerías venezolanas y cuánto para las del exterior. Surge una pregunta: ¿por qué fue necesario comprar esas cantidades de petróleo y derivados si la producción de petróleo, como dice el informe en cuestión, fue de 3,24 mbd (2,35 producidos por Pdvsa y 0,89 producidos por las empresas mixtas) y no 2,4 mbd como dice la OPEP? Por lo demás, el informe no dice cuánto petróleo se refina en Venezuela.

En materia de gas la desinformación es similar. ¿Por qué se está comprando gas a Colombia y no hay gas para las plantas eléctricas ni para la petroquímica, si el informe dice que se están produciendo 6.636 millones de pies cúbicos diarios de gas natural? Con respecto a las exportaciones, el informe dice que en 2008, 52% de las mismas fue para Norteamérica, pero en 2005 la cifra era de 50,4%. Entonces, ¿por qué se vocifera que se está exportando menos para el "Imperio"?

Mercado interno En materia de mercado interno, el informe señala que se vendieron un promedio de 572 mbd de gasolina y otros productos. Al comparar este dato con la cifra del informe anual del Ministerio de Energía y Petróleo de 2005 (por cierto, este es el último informe publicado por ese despacho), resulta que se vendieron 543 mbd; es decir, que sólo hay un incremento de 29 mbd en casi tres años. Este salto es raro, pues el aumento del parque automotor, el consumo de las plantas eléctricas (porque no hay gas) y el contrabando, sugieren que la cifra debe ser mucho mayor.
Resumiendo, en materia de información petrolera la nación venezolana está siendo manejada por un Estado y un Gobierno que no cumplen su rol.

Ludwig von Mises (1881-1973) en su trabajo La Acción Humana (1949), con respecto al Estado y los gobernantes que no informan escribe: "(&) El Estado es una institución cuya función esencial estriba en proteger las relaciones pacíficas entre los hombres& sostiene el liberalismo que los gobernantes -siempre en minoría- no pueden permanecer mucho tiempo en el poder si no cuentan con el apoyo de la mayoría de los gobernados. El gobierno -cualquiera que sea el sistema adoptado- se basa en que la mayoría de los gobernados piensa que, desde el punto de vista de sus personales intereses, les conviene más la obediencia y sumisión a la autoridad que la rebelión y sustitución del régimen por otro. & A la larga, ni hay ni puede haber gobiernos impopulares& La democracia no es una institución revolucionaria. Al contrario, es el mejor sistema para evitar revoluciones y guerras civiles, porque hace posible adaptar pacíficamente el gobierno a los deseos de la mayoría. Si quienes ejercen el poder no satisfacen ya a la ma-yoría, ésta puede -en próxima elección- eliminarlos y sustituirlos por otros que defiendan programas diferentes&"

El Estado, y menos el Gobierno, no deben destruir una industria que es factor esencial del desarrollo del país.

sábado, 25 de octubre de 2008

ASTROLOGIA DEL 24 DE NOVIEMBRE

Rafael Gallegos


¿Será casualidad, o serán los astros? Lo cierto es que el 24 de noviembre fue pavoso para Castro, luego para Gallegos y por lo que dicen las encuestas, también amanecerá con una pavosa y pavorosa derrota para esta “revolución”. ¿Tendrán que ver en esta coincidencia los arcanos del destino? Aunque, después de las amenazas contra Adriana Azzi en la Asamblea Nacional, es mejor curarse en salud, decir ¡zape! y cruzar los dedos cuando nombren conjunción de astros, o plutón retrógrado y pretendan hacer profecías acerca del futuro inmediato de Venezuela; no vaya a ser que sigan con la cantaleta de que tanto profeta del desastre junto, es parte de una conspiración. Además, si de predicciones hablamos, no hay que recurrir a lo esotérico. Basta con leer las encuestas, que se muestran bien pavosas para el gobierno.


Los deslenguados dicen que vuelan, vuelan y no les falta razón. Repasemos otras coincidencias astrológicas: Cervantes y Shakespeare murieron en la misma fecha y en el mismo año, el 23 de abril de 1616. Rómulo Betancourt y Jorge Washington nacieron en la misma fecha, 22 de febrero. Nuestro actual Presidente y Fujimori, un 28 de julio… ¡zape! Tal vez por estas coincidencias y muchas más, tanto presidente cree en brujerías y ensalmes. En la segunda guerra mundial, Hitler tenía su equipo de astrólogos y Churchill… también. La diferencia estaba en que mientras los adivinos de Hitler lo aconsejaban, los de Churchill le chismeaban a éste lo que le decían los astros a su archi enemigo y eso lo ayudaba a acertar por donde iban los tiros contra los aliados. Pura estrategia. Por algo Churchill ha sido inigualable.


EL DÍA QUE A CASTRO “LO EMBARCARON”


Cipriano Castro, como todos los autócratas, terminó creyéndose su cuento. Que si “usted es más grande que Bolívar”… y no darle pena a tanto jalamecate. Que si “los grandes hombres se miden de la frente para arriba”… ante la escasa estatura de Don Cipriano. O la humillación de la primera dama doña Zoila al vicepresidente Gómez, “compadre, por allí tengo un gato para que me lo cape”. Mande Don Cipriano, mande. Tanta sumisión le hizo creerse el Mesías insustituible. Creyó que lo de “siempre invicto” era verdad y no pura jaladera. Se embarcó en el “Guadalupe” para curarse en Europa y las lágrimas de dolor de sus áulicos competían con el mar. Mejórese Don Cipriano, no se nos vaya a morir Presidente. Vaya tranquilo compadre – le decía muy zamarro Juan Vicente Gómez- que yo le cuido el coroto. Y hasta le asomaba una descarada lágrima en la mejilla. En su complejo de grandeza, Castro no imaginó que tanta lágrima fuera de cocodrilo. También era pasajero del barco el gran periodista Pedro María Morantes, quien bajo el seudónimo de Pio Gil, escribiría “Los Felicitadores”, una obra que refleja descarnadamente la jaladera de la época. Por cierto, ninguno de los dos regresó jamás a Venezuela. Don Cipriano fue “embarcado” el 24 de noviembre de 1908. Lo “embarcaron”, los mismos que lloraban su salida. Siempre es así.


LAS PANTUFLAS DE DON RÓMULO GALLEGOS


Cuando Miguel Otero Silva le preguntó en una entrevista al Presidente Rómulo Gallegos si había oído rumores de golpe de estado, el gran novelista, que andaba en pantuflas, le respondió que quien pensaba correr no estaba empantuflado. Pocos días después fue derrocado. Jamás creyó que el General Delgado Chalbaud, Ministro de la Defensa y como su propio hijo, sería capaz de una acción de esa naturaleza. Cayó Don Rómulo el 24 de noviembre de 1948 y Venezuela transitó por diez años un oscuro túnel de cero libertades, elecciones fraudulentas, presos, torturados, muertos. Puro militarismo.


Y AHORA, EL 24 DE NOVIEMBRE DE 2008


Las encuestas indican que este 24 de noviembre de 2008, el gobierno amanecerá, en el mejor de “sus” casos, con varias gobernaciones y decenas de alcaldías menos. Si quieren preservar lo que va quedando de democracia, deben llamar a las nuevas autoridades y comenzar a gobernar en equipo como lo hacen todas las democracias del mundo (menos la cubana). Compartir el poder en las proporciones que lo haya decidido la soberanía popular. Una especie de “ballotage”, como se denomina en Francia cuando el Presidente es de un partido y el Primer ministro de otro. No se insultan, no se meten zancadillas. Gobiernan entre todos. El gobierno debe decidir el 24N. O “no le pasa un centavo” a los “gobernadores de la oligarquía”, o gobierna en democracia. Es simple, o democracia o Cuba. Respeto y soluciones de verdad, o imitación a Cuba: décadas de dictadura, elecciones fraudulentas, los disidentes de toda la vida en Miami y los de nuevo cuño en la cárcel. ¿Qué haremos? ¿Ballotage o… chao democracia? Y después no digan que el 24 N es pavoso… culpen al imperio o el colmo, a la mismísima Adriana Azzi.


viernes, 24 de octubre de 2008

OPEP: NUEVAS CUOTAS DE PRODUCCION DE PETROLEO

Por: Nelson Hernandez


La OPEP en su reunión extraordinaria Nro. 150 efectuada el 24-10-08, decidió bajar la producción en 1.5 millones de barriles diarios, con lo cual la producción de la organización a partir del 01-11-08 se sitúa en 27.3 millones de barriles diarios. Es de acotar que Indonesia no aparece en el cuadro debido a su retiro voluntario de la organización a finales del presente año. Igualmente, la producción de Irak no se contabiliza en las cifras de OPEP.


La reducción de 1.5 MMBD correspondió al 5.2 % de la cuota general al 30-10-08, y se mantiene por país la participación dentro del total a producir.


En el caso de Venezuela, la reducción es de 129 MBD para una producción total de 2.34 MMBD, que es el volumen que actualmente se menciona en organismos internacionales. Es de aclarar que el gobierno venezolano indica una producción de 3.3 MMBD, lo que indica una diferencia de 1.0 MMBD con respecto a la cuota asignada por la OPEP.


De acuerdo a lo anterior, el presupuesto 2009 presentado por el Ministro de Finanzas, Ali Rodríguez, debe ser reformulado, ya que en este se estipula una producción de 3.6 MMBD, 1.3 MMBD por encima de la cuota acordada… o es que Venezuela va a “violar” el acuerdo.


jueves, 23 de octubre de 2008

¿Hay sabotaje en EDELCA?

Andrés Matas

El domingo, después del apagón, escribí mi artículo semanal refiriéndome a la inconveniencia de declaraciones que siembran dudas sobre un sabotaje al servicio eléctrico. El artículo perdió vigencia el mismo lunes, cuando las dudas se convirtieron en una imputación contra 3 ingenieros de Edelca que fueron detenidos. Allí decía que nunca en los 120 años de historia del sector eléctrico un operador había atentado contra la continuidad del servicio, bajo ninguna circunstancia política, inclusive durante los sucesos de los años 2002 y 2003. Decía también que entre los operadores existe un juramento hipocrático tácito, que hace que la continuidad del servicio sea algo sagrado, igual que lo es la vida de un paciente para un médico, aunque sea su peor enemigo.

Pero por encima de los principios éticos hay aspectos prácticos. Todas las acciones de un operador quedan registradas, lo que hace que las evidencias sean tan visibles como las que deja una bomba que explote en una torre de transmisión. Si hay alguien consciente de esto es el propio operador. Él sabe que no puede atentar contra el servicio y seguir trabajando como si nada hubiera ocurrido, porque será descubierto al instante.

Una cosa muy distinta es un error humano en la operación del sistema. Esto ha ocurrido muchas veces y, con seguridad, volverá a ocurrir. La tradición dice que los errores siempre han sido tratados profesionalmente y con respeto al operador, aunque en algunos casos impliquen sanciones. Pero nunca se han tratado como un delito penal.

En todo caso, una acción operativa en el sistema de Edelca no es responsable del mal funcionamiento Sistema Eléctrico Nacional ni de la separación de área de Caracas. Son eventos independientes. Para que ocurra un apagón como el del domingo deben suceder un conjunto de eventos en serie que escapan de la acción de un operador de Edelca.

Por eso es que la medida de arresto despierta suspicacia y resulta indignante. A las primeras de cambio se toma la medida de arresto, se veja y se penaliza a unos profesionales, sin el tiempo suficiente para analizar las todas las circunstancias asociadas al hecho. Por encima de la presunción de inocencia y el debido proceso, se irrespeta a unas personas y a toda una profesión que siempre ha mostrado dignidad y que lleva un buen tiempo trabajando con las uñas ante la precariedad de nuestro sistema eléctrico actual. Precariedad de la cual, por cierto, no son responsables nuestros operadores.

Las consecuencias no se harán esperar. Todo el proceso operativo se hará más lento y burocrático, nadie se atreverá a tomar ninguna decisión sin la aprobación de su superior, el clima que debe imperar en un trabajo complejo y delicado se nublará, todos se cuidarán de emitir cualquier opinión. Sin duda otro paso más hacia la destrucción de una empresa tan valiosa como Edelca.

Hay que responsabilizar, por encima de todo, al presidente de Edelca. El análisis de un evento como el ocurrido el domingo debe hacerse internamente y debe ser dirigido por el presidente. Si como consecuencia de dicho análisis se establece alguna responsabilidad penal, a él le toca llamar a las autoridades para tomarla. Es la única forma de respetarse a sí mismo y ofrecer el liderazgo que una empresa como Edelca merece.

Una consecuencia adicional, asociada al sabotaje, es que transmite a la opinión pública la falsa sensación de que los problemas del sector no son tan graves y se deben a unos cuantos “pitiyanquis”, quién sabe si “magnicidas”. Puede que el mensaje engañe a algunos ingenuos y reporte dividendos políticos, pero es absolutamente irresponsable y es una evidencia más de que el sector eléctrico se dirige al abismo.

miércoles, 22 de octubre de 2008

¿Acaso es lo mismo?

Eddie Ramirez


La abstención electoral es una herramienta tan democrática como el votar. Sin embargo, para que se justifique debe haber una clara mayoría dispuesta a ejercer ese derecho y a desconocer a las autoridades electas por una minúscula minoría. En las pasadas elecciones parlamentarias una inmensa mayoría no votó, pero el liderazgo opositor no fue capaz de capitalizar esa decisión de los ciudadanos y, tácitamente, reconoció a los actuales parlamentarios.Hoy la situación es diferente pues, de acuerdo a las encuestas, la gran mayoría de los opositores y disidentes estamos dispuestos a votar. En este escenario no tiene sentido abstenerse, por muy en desacuerdo que se esté con algunos de nuestros candidatos, a sabiendas del ventajismo oficial y la no disimulada parcialización del CNE.

No es momento para dejarnos llevar por los sentimientos, ni por la molestia ante la desventaja en que nos coloca un régimen totalitario que controla todos los poderes y particularmente al electoral. La situación, por el contrario, impone un frío cálculo entre el costo y el beneficio que podamos pagar u obtener en los supuestos de votar o de no hacerlo.

Si votamos y nos roban el voto por el fraude oficialista facilitado desde el CNE, porque los partidos de la oposición no logran tener testigos en todas las mesas o no se recaban ni computen correctamente todas las actas, seguramente nos provoque una calentera más de las muchas que no han ocasionado las arbitrariedades del régimen y las inconsistencias de la oposición. Sin embargo, si votamos masivamente, estamos presentes en las mesas electorales y activos durante el conteo, dificultaremos las trampas y tendremos oportunidad de contar con gobernadores y alcaldes demócratas.

Si no votamos, ejercemos nuestro derecho a protestar por la poca transparencia de las elecciones. Sin embargo, con una abstención máxima de un 25% que reflejan las encuestas en este momento, no lograríamos darle ni un rasguño al régimen, menos una lección y tampoco deslegitimaríamos a ninguna autoridad electa del oficialismo. Por el contrario, esa abstención favorecerá la elección de candidatos chavistas.

Si alguien tiene dudas, que le pregunte a los zulianos y a los neoespartanos si les da igual perder esas gobernaciones hoy en manos de demócratas. ¿Acaso es lo mismo que en el Municipio Sucre contemos con un buen gerente como Carlos Ocariz o que siga imperando la delincuencia, la basura y los huecos en las calles si resulta electo Jesse Chacón, el ex ministro del Interior que no pudo o no quiso controlar la delincuencia y que será una continuación del desastre de papi-papi? ¿Acaso es lo mismo contar en la Alcaldía Mayor con Antonio Ledezma, quien ya demostró que es un buen administrador y que fue un graduado brillante en políticas públicas, que con un Aristóbulo que ha fracasado en su paso por la administración pública y que sólo se ha distinguido por su arrastrado jalamecatismo al teniente coronel? ¿Acaso es lo mismo que en Libertador gane un personaje que solo acumula odio y que es el artífice de las trampas en el CNE, que cualesquiera de los candidatos que ofrece el movimiento democrático, sea el inexperto Stalin o Claudio, el hombre que sólo aparece cuando hay elecciones? ¿Acaso es lo mismo que en Vargas gane un hombre joven, pero con mucha experiencia gerencial como Roberto Smith, que el trisoleado García Carneiro, personaje gris que sólo sabe adular?

Este es el razonamiento que los demócratas debemos aplicar en todas las gobernaciones y alcaldías. Si lo hacemos y calculamos el costo y el beneficio de abstenernos o de votar, llegaremos a la conclusión de que a pesar de los pesares, votar produce más beneficios que abstenernos. Desde luego que tendremos que seguir evolucionando para que nuestras elecciones sean como las recientes canadienses: sin la presencia de milicias inconstitucionales en los centros de votación, manuales y con resultados no amañados una hora y media después del cierre de las mesas.

sábado, 18 de octubre de 2008

Lo veo en tus ojos

Andrés Matas Axpe

Mi capacidad como sicólogo es pobre, por ello siempre me quedan dudas cuando alguien afirma con contundencia que es capaz de leer condiciones humanas en la cara de las personas. Cuando alguien afirma, como nuestro ex Fiscal General, que puede ver la sinceridad en la cara del testigo estrella, o cuando Bush la lee en la cara de Putin. Esto no quiere decir que no soy capaz de captar expresiones en la cara de la gente, lo hago como todo el mundo, algunos me parecen simpáticos y otros antipáticos, serenos o alterados, fieles o traicioneros. Pero me resisto a dar rienda suelta a mis apreciaciones subjetivas y me las guardo para mí hasta conseguir evidencias que me permitan comprobar o rechazar la primera impresión. En cualquier caso, estoy de acuerdo con que la expresión de los ojos no aparezca como prueba de ningún delito en nuestro código penal, lo contrario sería injusto con todos los feos y mal encarados.

Toda esta perorata viene al caso porque, contradiciendo mis convicciones, me he dedicado a analizar las expresiones tanto de nuestro Líder como de sus cercanos seguidores. A ello me dedico cada vez que me topo con una cadena, lo cual es muy frecuente. Me concentro en las caras y las expresiones corporales de todos los asistentes y lo que veo me parece de una coordinación envidiable. Veo que nuestro Paladín transmite temor y reclama obediencia y subordinación, mientras sus adláteres se la brindan sin pudor. Se me hace difícil ver admiración, fidelidad y lealtad, pero tampoco me parece que nuestro Prócer la necesite en lo absoluto. La lealtad tiene que ser crítica. Alguien debería decirle «no sigas por ahí porque vas mal» o «creo que usted está equivocado presidente». Pero me parece que estas expresiones no caben en nuestro círculo de poder. Sólo así se entiende que los colaboradores del Prócer lleven adelante las insensateces que a éste se le ocurren, como inventar unos billeticos de juguete para el trueque, o celebrar la gloria de Cipriano Castro, o instalar plantas de generación eléctrica distribuida. Son absurdos que se deberían frenar pero nadie lo hace. Tampoco se recuerda a ningún colaborador que haya renunciado por discrepar con alguna decisión del mandatario, algo que ocurrió repetidas veces en nuestros años democráticos. Aquí sólo se observa adulación, obediencia y subordinación, como corresponde a la formación militar.

Alguien me dirá que se puede discrepar pero siempre dentro de la revolución, nunca contra ella, lo cual presenta el inconveniente de que el juez que decide lo que está dentro o contra la revolución no es precisamente quien discrepa, por lo cual es más saludable no proponer nada. Al final quedarse callado siempre está dentro de la revolución y esto es característico de todos los procesos totalitarios.

Por eso lo que veo en las caras de los asistentes a todas las concentraciones es una revolución muerta, sin ilusión y sin convicción. Mientras no vea alguna discrepancia de parte de un colaborador y en paralelo la aceptación del jefe, seguiré pensando que la revolución está muerta, independientemente de lo que dure. Ni el estalinismo más duro se concentró tanto en un solo hombre, haciendo lucir a todos sus seguidores como inútiles y prescindibles. La campaña para el 23N nos lo demuestra en cada discurso, todo se centra en el YO y en la exigencia de fidelidad, «Quien esté conmigo, vote por este señor», ya no se solicita, se exige, mientras los verdaderos candidatos pasan a un segundo plano, son innecesarios. La revolución es un cadáver.

Sólo me queda pedir disculpas a mis lectores por un artículo tan incoherente y contradictorio como éste. Primero niego la validez de una práctica para luego dedicarme a ella. Está claro que nada de lo dicho puede ser probado, pero estamos formados por nuestras contradicciones y a veces es difícil evitar caer en ellas.

TOTALITARISMO FIAO

Rafael Gallegos


La "revolución" nos aprobó un crédito que los venezolanos no hemos solicitado y se empeña en fiarnos el totalitarismo. Vendérnoslo en cómodas cuotas y envuelto en un hermoso envase llamado socialismo del siglo XXI. El mismo paquete que le vendió Fidel Castro al pueblo cubano. Puro comunismo. Cero libertades, cero propiedades, mesías forever, falsas caretas de heroísmo, pantomima de elecciones, alianzas con potencias mundiales para "y que" acabar con el imperio norteamericano, hambre, represión y más hambre. El mismo elíxir; pero con envase diferente. Donde aquel decía Comunismo, éste dice: Socialismo del siglo XXI. Por ello, no sería de extrañar que el próximo paso del presidente sea declararse marxista leninista, respaldado por los "hermanos" de la Rusia de Stalin, tal como hizo su padre político en 1961, cuando convirtió a Cuba en el país más flaco y amordazado de América.


Lo peor es que ya hemos cancelado varias cuotas. Pagamos religiosamente cuando aceptamos que en las elecciones para la Asamblea Constituyente la oposición, con más del 40 % de los votos, obtuviera apenas el 5 % de los constituyentistas. Igual pagamos con aquel referendo esotérico donde aceptamos la derrota sin tener ningún papel en la mano donde ésta se reflejara. Cancelamos más cuotas de totalitarismo cuando, inertes, aceptamos el destroce de PDVSA y de las empresas básicas, la excluyente lista tascón, el marasmo en que cayó el juicio a los policías, los abusos de las televisoras del estado, la dilución de todos los poderes publicos en un individuo, el uso de nuestros dineros para sostener desde afuera a éste régimen.


Ahora, la "revolución" se prepara para "aceptar" la paliza que prevén las encuestas para noviembre, intentando convertir– inconstitucional geometría del poder mediante- a los gobernadores y alcaldes en Reinas de Carnaval. El neo-totalitarismo trata de repetir la figura histórica utilizada por Juan Vicente Gómez con su presidente títere Juan Bautista Pérez (1914-21), cuando el pueblo decía: el Presidente está en Miraflores; pero el que manda está en Maracay. O sea, ¿el gobernador estará en su oficina; pero "el que manda" en su cuartel esperando órdenes de Miraflores? ¿Estamos los venezolanos concientes de que en cualquier momento nos dirán que hemos cancelado todas las cuotas y nos convertiremos en la Cuba del sXXI?


MARABUNTA ESTRATÉGICA


El gobierno acaba con el país sin mirar para los lados. Se juntó el hambre con las ganas de comer. Es decir, la total incapacidad para gerenciar el país, con el profundo interés de minimizarlo. El interés de acabar con las petroleras, con los servicios, con la seguridad, con las viviendas, con los hospitales, con las empresas privadas, con la propiedad privada. El empeño en dividir el alma venezolana a punta de resentimiento. No se engañe, la idea es que ni usted ni yo seamos prósperos. Que no tengamos dónde trabajar, ni cómo alimentarnos y entonces, o nos vayamos del país o por el contrario aceptemos, moviendo la colita, colocarnos franelas rojas para trabajar, para conseguir cupos educativos, para comer. ¿Es que en la Cuba de hoy alguien puede sobrevivir sin la anuencia del gobierno?


Asistimos a unas elecciones donde la "revolución" usa "sus" emisoras – su dinero y el mío- para promocionar por horas en "avances informativos" que no engañan a nadie- a sus escualidísimos candidatos. O toman las instalaciones de Pequiven para sus campañas electorales y tratan inútilmente de justificar el abuso diciendo "estamos en revolución". Con el mayor desparpajo, el gobierno actúa ante nuestros derechos electorales como el policía abusador que nos pide la cédula y cuando le reclamamos que nos la devuelva, nos dice con una sonrisa sardónica: ¿qué cédula chico, si tú no me diste nada? Y el árbitro, bien gracias, le mandó saludos. Los deslenguados dicen que la oposición para ganar elecciones debe hacer como aquellos boxeadores que cuando iban a Japón, tenían que ganar por KO. Si es así, noquearemos en noviembre. Como decía el vencedor de Fidel Castro, Rómulo Betancourt, adelante, por arriba de las tumbas, adelante. Estamos obligados a vencer el 23 N y a defender el voto el 24 N.

EL MURO LIBERTARIO… DE VENEZUELA


En Berlín hubo un muro derrumbado gloriosamente por la democracia. En Venezuela, los demócratas hemos erigido un Muro Libertario, contra el totalitarismo. En lugar de piedras, está compuesto por millones de venezolanos entrelazados por la democracia. Ni Rusia, ni China, ni Cuba, pudieron oponer tamaño muro al comunismo, porque de la democracia no conocían sino la palabra. Los venezolanos hemos sido formados en democracia. He allí nuestra fortaleza. Para marabunta, Muro Libertario. Ni un paso atrás.


jueves, 16 de octubre de 2008

ENTRE LA ESPADA Y LA PARED

… Por una mala administración

Por: Nelson Hernandez

El régimen ha hecho publico el presupuesto de la nación venezolana para el año 2009, el cual alcanza los 169 millardos de BsF. (78.6 millardos de $). Este presupuesto es 23 % superior al aprobado para el 2008, que se sitúo en 138 millardos de BsF.( 64.2 millardos de $). Así mismo, indica que el valor promedio de exportación de la cesta venezolana es 60 $/B, y que PDVSA tiene un nivel de producción de 3.5 MMBD (millones de barriles diarios), ambos valores para el año 2009.

El grafico muestra la relación existente entre el presupuesto del año 2009, el precio de la cesta venezolana y la producción diaria de crudo, el cual nos ayudara a clarificar la situación de las finanzas públicas. Veamos:




1. Ya se ha dicho que PDVSA produce alrededor de 2.4 MMBD, de los cuales 700 MBD son destinados al mercado interno, por lo que a exportación solo irían 1.7 MMBD lo cual cubre un poco menos del 50 % del presupuesto, por lo que el resto tiene que venir de prestamos (endeudamiento) e impuestos, inclusive algunos de estos volverán como el IDB, ITB o un aumento del IVA.

2. Por otra parte, el régimen ha gastado hasta septiembre del 2008, un total (Presupuesto + créditos adicionales) la cantidad de 83.7 millardos de $, es decir, 30 % mas que lo presupuestado. En el escenario que ocurra lo mismo para el 2009 estaríamos hablando de 102.5 millardos de $. Si el 50 % de este monto (51.2 millardos de $) lo da la exportación de crudo, deberíamos exportar un volumen de 2.3 MMBD, volumen superior en 600 mil barriles diarios al ya indicado en el punto 1. Esto nos indica que el régimen no podrá tener un ritmo de gasto al ejecutado en el 2008 con lo cual no podrá honrar sus compromisos o tendrá que devaluar, de tal manera que los mismos dólares le proporcione mayor cantidad de BsF.

3. Muchas empresas que monitorean la crisis financiera - económica mundial han indicado que el precio del crudo puede llegar a niveles de 50 $ el barril. De darse este escenario, la situación de Venezuela se agravaría, ya que no se tiene libertad de aumentar la producción de crudo, si este fuera el caso.


Como corolario podemos indicar que el régimen no tendrá las holguras que ha disfrutado en los últimos 10 años en el manejo de las finanzas publicas como consecuencia de altos precios del petróleo. Esto tendrá como consecuencia, entre otras, a una devaluación del BsF, una mayor inflación y malestar social

… y todo por una mala administración de los BsF de todos los venezolanos.

miércoles, 15 de octubre de 2008

10 REOS ANTE LA HISTORIA

Por: Gustavo Coronel

Aunque los reos de esta mal llamada revolución "bolivariana" son centenares, si no miles, hay diez que merecen ya un lugar especial en la historia de la desverguenza venezolana.


1. Hugo Chavez. El gran sembrador.... de odios. Ha entregado nuestra soberanía y nuestros recursos a tiranos y caudillos extranjeros. Es un traidor a la patria.


2. Jose Vicente Rangél. El gran celestino de la revolución, ese triste papel que que juega el intelectual invertebrado al servicio de un tirano ignorante.Y todo por codicia.


3. Rafael Ramírez. El gran destructor de PDVSA. Ahora, indiciado como contrabandista internacional de dinero. La antitesis del buen gerente.


4. Ramon Rodriguez Chacín. El nexo entre la podredumbre chavista y el narcotrafico terrorista de las FARC.


5. Adán Chávez. El adoctrinador/envenenador de nuestra juventud. Un crimen que se agiganta con cada dia que pasa.


6. Ali Rodriguez. El " mono" de la baraja chavista. Siempre listo para hacer cualquier cosa por la " causa", no importa cuán innoble.


7. Isaias Rodriguez. El simbolo de la desverguenza en la funcion pública. Artifice de la supercheria.


8. Tobias Nobrega. El padre de las notas estructuradas, el mecanismo más " eficiente" de corrupción del regimen.


9. Luis Miquilena. Nuestro Dr. Frankestein. Dio origen al monstruo.


10. Raúl Baduél. Su cobardia cuando ha debido actuar es solo comparable a su oportunismo posterior.


A todos les espera la ignominia, el descrédito y la maldición de las generaciones venezolanas por venir.


domingo, 12 de octubre de 2008

... Y NOS AGARRO CON LOS PANTALONES ABAJO

… Los venezolanos sufriremos la peor crisis de toda la historia

Por: Nelson Hernandez


Chacumbele y sus acólitos desde que asomo la crisis financiera en el Imperio han afirmado que Venezuela esta exenta de sufrirla gracias a lo previsión que ha venido tomando el régimen desde hace 10 años. En tal sentido, los venezolanos no nos debemos preocupar en lo más mínimo, ya que estamos a salvo.

A decir verdad… Chacumbele tiene razón. Y es que el pueblo venezolano ha estado en una verdadera crisis desde que él gobierna (o desgobierna). Ya hemos pasado por todas las vicisitudes que componen una crisis: racionamiento alimentario y de combustibles, sin electricidad, servicios públicos que no funcionan, control de cambios, y la más importante: la inseguridad a todos los niveles.

Nos dicen los personeros del régimen que estamos blindados con 32 millardos de dólares de reservas (…si es que existen). Lo que no dicen es que esa cantidad de dinero no es suficiente para sostener las dadivas y el derroche que ha caracterizado a esta “Bolirevolución”, con lo cual la crisis social endógena que se avecina es para preocuparse.

Los estudiosos en materia económica nos indican que un petróleo a 80 $ por barril es el punto de inflexión para que el régimen deje de honrar sus compromisos. Claro esto es si y solamente si, se mantiene la producción actual de crudo, volumen que será menor por efecto de la baja en la demanda como consecuencia de la recesión económica global. En otras palabras, estamos entre la espada y la pared.

Aunado a lo anterior, el régimen ha logrado que el país tenga, hoy, las siguientes características:

• Alta inflación
• Aparato productivo destruido
• Agricultura de puerto
• Baja producción crudo
• Disminución divisas
• Crisis eléctrica
• Baja inversión
• Alta deuda
• Crisis Salud Publica
• Crisis de Infraestructura
• Dólar Sobre valuado
• Riesgo país alto

Es decir, y de manera coloquial …nos agarro con los pantalones abajo

viernes, 10 de octubre de 2008

¿BLINDADOS ANTE EL CRACK?

Rafael Gallegos


Venezuela no sufrirá por el crack que afecta al capitalismo salvaje de los Estados Unidos. Mientras el imperio se hunde, las medidas socialistas tomadas por el gobierno nos ubican como un oasis de prosperidad. Lo primero que hicieron fue mudar nuestras reservas internacionales, para ponerlas lejos de los ojos y de las garras del águila del malévolo tío Sam; pero también lejos del conocimiento de los venezolanos que tenemos derecho a saber dónde están depositadas esas reservas, dólar a dólar, euro a euro y onza a onza. Igualmente contribuye a blindarnos ante la crisis que golpea al capitalismo, la nacionalización de bancos, para operarlos bajo el modelo oficial venezolano, que ha demostrado que es inmune a la desaparición por quiebra, ya que los bancos del Estado han quebrado muchas veces y siguen de pie… como si nada. Tan exitoso es el modelo, que ahora Rusia, Irán y China se pelean por crear instituciones financieras en asociación con Venezuela. El asesor mayor será Fidel Castro, sabedor a fondo de como reflotar bancos con capital… venezolano. No se descarta a Cuba como socio. Así, las prestigiosas finanzas socialistas nos reflotan, mientras el imperio se ahoga.


A PASO DE VENCEDORES


Luego de estas buenas noticias, podemos asegurar que la "revolución" seguirá a paso de vencedores, igualito que los patriotas en la Independencia; pero claro, sin el catire Páez.


El crack del imperio no va a interrumpir nuestra ruta a la inflación. Para el año que viene la tendremos en 40 % y el mérito será todo - todito de la "revolución" roja - rojita, por haber regulado productos por debajo del costo provocando pérdidas en los comerciantes y productores; por revaluar, en la práctica, la moneda represando el alza de los precios y; por atosigar la seguridad jurídica de los empresarios.


Igual, la magnífica noticia es que la crisis del imperio tampoco podrá revertir nuestro "patria y sobre todo muerte" de la producción petrolera. Ya vamos por 2,3 millones de barriles diarios y los deslenguados dicen que a este paso podemos llegar a la línea roja – rojita de 2 millones, para finales del 2009. Todo por haber botado a 23.000 petroleros. Cuando se crucen las curvas de producción y consumo de petróleo en Venezuela, la "revolución" tendrá todo el mérito, sola - solita, sin colaboración del crack, de nuestra salida de la OPEP. Habrá que felicitar a "Yoprovoquéelparo".


Podrán quebrar mil bolsas de valores del imperio y de todo el oprobioso mundo capitalista, pero ello no será obstáculo para que a paso de vencedores, sigan creciendo los números de la violencia, del déficit de vivienda, de la quiebra de empresas y disminuyendo el número de vacas que en nombre de la soberanía alimentaria ha bajado desde 14 hasta 10 millones en esta gloriosa década. Nuestros apagones seguirán alumbrando el camino al socialismo, porque como decía Fidel de las uvas cubanas: los apagones serán amargos; pero son nuestros. Y el árbitro electoral continuará como lelo, sin abrir la boca, viendo como en sus narices, el Presidente le hace propaganda por los canales del Estado, a los candidatos del glorioso PSUV para las elecciones del 23N. El crack no nos torcerá ni un milímetro de la gloriosa ruta del socialismo.


SOCIALISMO SALVAJE


El crack del imperio o el acabose del capitalismo, que es lo mismo, no podrá impedir que Venezuela se convierta en una potencia. O inventamos o erramos. La originalidad nos desborda. Los deslenguados no salen de su asombro con la "originalidad" del régimen cuando desempolva ese marxismo retrógrado, como si no hubiera caído el muro de Berlín, o como si Krucheff no hubiera denunciado los crímenes de Stalin hace más de cincuenta años. Qué alguien les explique a los niños de la patria que no tienen que comer, ni donde dormir, que somos nada menos que una potencia, o a los que hacen colas en los hospitales, o a los crecientes sin techo, o a los presos políticos, perseguidos, exiliados e inciliados, o a las victimas de la lista tascón.


Que alguien con seriedad le explique al pueblo cómo el crack bajará los precios del petróleo y subirá los costos de los alimentos que importamos en más de 50 %. Y que explique que eso significa hambre, desnutrición, enfermedades, no para los poderosos que siempre comen completo, sino para ese pueblo desesperanzado, al cual se quiere engañar con el cuento que sus carencias son producto del capitalismo salvaje y no de la pésima capacidad gerencial de esta "revolución".


Claro que sí nos afectará el crack. Más cuando la solución que se quiere vender es un socialismo lleno de nostalgias y de retórica fatua. Basta observar el historial de paredones, hambre, represión y líderes vitalicios del llamado socialismo real, para inferir cuál es el tipo de sistema político que concuerda más con el término "salvaje".


¿Politica energetica o petrolera?


Andrés Matas


He defendido en todos los ámbitos que una verdadera política energética para nuestro país debe comenzar por relegar al petróleo a un segundo lugar y colocar en primer plano la seguridad de suministro interno. Esto implica que la importancia se desplace a temas como el desarrollo de la infraestructura para los energéticos no transables, electricidad y gas natural; al suministro de energía primaria para la generación eléctrica; a la producción de los derivados de los hidrocarburos que necesitamos; a la optimización de sus redes de distribución interna; a la definición de una política de precios, absolutos y relativos, que haga sustentable dicho suministro, y oriente la selección de combustibles en función de la eficiencia y el cuidado del ambiente. La política tiene que definir, al mismo tiempo, el ámbito que corresponde al sector público y privado, entendiendo que las actividades monopólicas, como la distribución de gas natural y electricidad, requieren regulación y ésta es una tarea ineludible del estado, lo que lo obliga a organizar dicha función y a garantizar su independencia y equidad. Todas estas tareas son específicas de cualquier política energética coherente y así se asumen en todos los países del mundo, salvo aquellos, como el nuestro, que viven encandilados por la renta.

Esto no significa que no nos preocupemos por los niveles de producción petrolera y sus precios, por la mejor vía para desarrollar nuestras reservas o por la definición de cuál debe ser la participación pública y privada en el negocio petrolero. Por supuesto que debemos hacerlo. Pero entendiendo que no es una política energética sino una política orientada a desarrollar la producción y exportación de nuestro principal recurso natural y a optimizar la obtención de renta. De hecho, el tratamiento que le damos es similar al que le da Chile al cobre o Sudáfrica a los diamantes, una política orientada a las exportaciones y a la obtención de renta.

Mientras no tengamos clara la diferencia nuestra política energética estará siempre relegada por la renta y las divisas, las cuales son tan importantes que sostienen al país. Si colocamos adelante al petróleo, o juntos como es nuestro caso, la política energética pasa a un segundo plano, hasta llegar a ser inexistente, como nos está ocurriendo.

Esta afirmación puede parecer exagerada pero no lo es. Basta observar con atención lo ocurrido en la última década para confirmarlo. Por razones de espacio, mencionaré sólo algunos de los sinsentidos que ha sufrido el sector en el período: a) Se aprueba una ley del servicio eléctrico (1999 y 2001) y pasan 8 años sin que se aplique ni se modifique, es decir, en la práctica no existe; b) la regulación del servicio eléctrico está diluida dentro del Ministerio de Energía y Petróleo y el organismo que debe asesorar a la función reguladora (FUNDELEC) actúa como un sordomudo ante la grave crisis del sector, a pesar de haber multiplicado sus empleados por 10 durante el período, como resultado, el cliente (la víctima), no tiene a quien acudir a reclamar por los abusos del servicio, o por la falta del mismo, como no sea a la calle; c) se aprueba una ley del gas natural y se crea un ente regulador (ENAGAS), y en la práctica no existen, no se han cumplido ninguno de los plazos que se trazaron en su origen, ni en las tarifas, ni en las inversiones ni en nada; d) se mantienen congelados los precios de la gasolina y el diesel por más de una década, en medio de un ambiente inflacionario, hasta alcanzar niveles ridículos y constituir el subsidio más regresivo que se pueda imaginar, suerte parecida corren los otros energéticos (GLP, gas natural, electricidad), hasta hundir al sector en una ruina total.

Lo dejo hasta aquí por falta de espacio, pero se podrían llenar varias páginas sobre los absurdos que sufre nuestro sector energético. Mientras nuestro ministerio se ocupa del petróleo y ahora, por añadidura, se le ha asignado Pdval, Mercal, atender al deporte y hasta financiar campañas presidenciales en los países “amigos”.

miércoles, 8 de octubre de 2008

HABLANDO SOBRE DELINCUENTES, MALETINES Y PSUVSA

Horacio Medina

La semana pasada recibimos en UNAPETROL, una comunicación firmada por Karen Curtis, a nombre del Director General de la Oficina Internacional del Trabajo (OIT), en respuesta a nuestra comunicación fechada el 26 de junio de 2008. En esta carta, pedíamos un pronunciamiento de la OIT con relación a las afirmaciones públicas realizadas por Roberto Hernández que funge como Ministro del Trabajo, quien expresó, entre otras cosas, lo siguiente: “…el caso de los trabajadores despedidos de PDVSA fue sacado de la lista de violaciones a los convenios de la Organización Internacional del Trabajo por no tener nada que ver con la libertad sindical: son 23.000 saboteadores de la industria petrolera, 23.000 delincuentes por decirlo de otra manera".

En la misiva de respuesta, sobre nuestro caso Nro. 2249, nos expresa la señora Karen Curtis, Directora Adjunta del Departamento de Normas Internacionales del Trabajo y Responsable de la Libertad Sindical de la OIT, lo siguiente: “...le informo que las recomendaciones formuladas por el Comité en su reunión de marzo de 2008, se mantienen plenamente vigentes y que se está a la espera de que el Gobierno comunique sus observaciones en relación con los alegatos presentados por UNAPETROL, por comunicaciones de 2 de marzo y 27 de septiembre de 2007...”

Resulta obvio que esta respuesta confirma, entre muchas otras cosas, que el señor Hernández mintió descaradamente ante la opinión pública, fiel a la orientación y lineamientos comunicacionales del régimen de gobierno venezolano: la mentira, la descalificación y el cinismo. Quedó desenmascarado, vale decir, nos dejó conocer tal como es moralmente, descubriendo sus verdaderos propósitos, los cuales procura ocultar. Lo sumaremos a la lista que encabezan María Cristina Iglesias y Manuel Ricardo Dorado Cano como ex – Ministros.

En otro orden de ideas, pero guardando relación con el señor Hernández, hace dos semanas atrás, justo el 25 de septiembre, día de muy ingrata recordación por lo acontecido en Los Semerucos, en una charla en Miami, afirmé que Rafael Darío Ramírez Careño, Vice – Presidente del PSUV, Ministro de Energía y Petróleo y Presidente de PSUVSA (ex – PDVSA), es un delincuente, lo cual ha sido, nuevamente confirmado por la distintas grabaciones presentadas en el juicio de Franklin Duran en Miami, a una de cuyas sesiones tuve oportunidad de asistir. Fue inevitable recordar al señor Roberto Hernández, al llamarnos delincuentes y también me resultó inevitable preguntarme si existe todavía alguien que dude que los delincuentes no están fuera de la empresa, por lo contrario, están dentro de la empresa o en todo caso, haciendo grandes “negocios” desde afuera pero en asociación con los de adentro.

Por supuesto, pude entender que todavía hay algunos que dudan o aparentan dudar por conveniencia, más que por convicción, donde están los delincuentes y al final de charla, se apresuraron a pronunciar la consabida frase, “no compartimos las opiniones ofensivas a funcionarios públicos del gobierno venezolano”. Obviamente, quienes así opinan no recuerdan que este señor Ramírez es responsable directo de lo sucedido en Los Semerucos, no recuerdan que este señor Ramírez es directamente responsable que a los trabajadores, injusta e ilegalmente despedidos, les fueran robados sus fondos de ahorros, negados sus derechos a jubilación y además, no quieren saber, ni reconocer, tal vez porque se benefician, de los múltiplos actos y denuncias de corrupción, en los cuales aparece, reiteradamente involucrado, el delincuente Rafael Ramírez. Solo quiero agregar que ratifico lo afirmado en esa charla, en todas sus acepciones y que, finalmente, quedará claramente comprobado cuando se escriba la versión real de la historia, en contraposición a la versión oficial que hoy quieren hacernos creer. Solo lamento haber visto caras conocidas, muy sonrientes, haciendo de comparsa con estos señores.

Sin embargo, poco a poco, la verdad se abre camino, cada vez se hace más difícil ocultar el deplorable estado en que se encuentra sector de hidrocarburos del país. Indudablemente que el nombre de Rafael Ramírez y los nombres de sus protegidos y protectores, tales como Diego Uzcátegui, Luis Vierma, Eudomario Carruyo, Jesús Villanueva, Eulogio Del Pino, David Rodríguez, Bernard Mommer, David Paravisini, Aires Barreto, Alejandro Neski, Hugo Chávez, Alí Rodríguez, Mario Isea, Edmundo Kabchi, entre tantos, tendrán su cuota de responsabilidad, ante la nefasta gestión al frente del sector de los hidrocarburos, basta con recordar sus nexos con Free Market, los taladros chinos, los bonos de PDVSA las ventas fraudulentas de gasolina en Carabobo, donde Acosta Carlez tiene mucho que ver, la destrucción de Orimulsión, sus nexos con todos los involucrados con el caso del maletín y sus turbias negociaciones . Más temprano que tarde deberán responder ante un sistema judicial imparcial y justo. También habrán de responder ante el desacato a las recomendaciones de OIT y deberán cumplir y honrar con los derechos fundamentales negados a 23.000 familias, además de responder ante los atropellos y violaciones a los derechos humanos fundamentales a los trabajadores, injusta e ilegalmente despedidos de Petróleos de Venezuela, S.A. y sus Filiales y a todos los familiares.
Cada día más se evidencian las aterradoras realidades

• en Exploración y Producción, donde la actividad exploratoria de esfuerzo propio esta prácticamente anulada y se han perdido más de 1 millón 500 mil barriles diarios de producción;
• en Refinación es claro el deterioro y destrucción de la planta física, con El Palito y Cardón prácticamente paralizadas, Amuay seriamente afectada, todo fácilmente comprobable cuando observamos la importación de gasolinas y otros productos terminados;
• la ausencia de rendición de cuentas y presentación de informes auditados;
• el manifiesto deterioro del sistema de distribución nacional de productos;
• los continuos accidentes que ahora alcanzan a la flota marítima de la empresa;
• los innumerables convenios y acuerdos que atentan contra los intereses nacionales.

En fin, todo un desastre que atenta contra el patrimonio de todos los venezolanos.
Entre tanto, estaremos atentos y siempre activados para no permitir que abusando del poder y del dinero, puedan acallar nuestra voz ante el mundo. No permitiremos que se olvide lo ocurrido y mantendremos, hasta que sea necesario, incólume nuestro espíritu de lucha y justicia. Nada ni nadie lo logrará. Estamos resteados y seguimos defendiendo nuestros derechos.

domingo, 5 de octubre de 2008

CUANDO EL MUNDO CAMBIO

… 29S de 2008: Fecha de Inflexión

Por: Nelson Hernandez

Aunque muchos estudiosos lo asomaban y otros lo intuían, el 29 de septiembre de 2008 ocurrió el tan esperado colapso del sistema financiero mundial. Se esgrimen diferentes razones para lo sucedido, unas con cierta objetividad como la falta de “control y supervisión” por parte del gobierno de los Estados Unidos en las transacciones financieras de Wall Street, y otras de índole especulativo como la de pensar que el colapso esta dentro de una estrategia de los países desarrollados para dominar el “mundo de los comoditty”. Independiente de quienes tuvieron la culpa o quienes se benefician, la Crisis Financiera llego para quedarse por un buen tiempo.


Lo sucedido el 29S no tiene parangón con el “crash” de 1929. Recordemos que para la época, no existía, como lo es ahora, un mundo globalizado e interconectado (Internet) que permite que los vasos comunicantes del sistema financiero funcionen instantáneamente para buscar un equilibrio, lo cual arrastra a todos. No hay un país en el mundo que, directa o indirectamente, no este relacionado con Wall Street.


Hay que acotar que esta crisis, al igual que las otras del pasado, ni es nueva ni representan ningún colapso del sistema capitalista, ya que este se desenvuelve dentro de oscilaciones cíclicas que se alternan entre prosperidad, crisis, recesión y reactivación. En otras palabras, acepta regulaciones para adaptarse a las nuevas situaciones.


La crisis financiera era la que faltaba para que la humanidad tome conciencia e inicie un nuevo rumbo, de no ser así la sostenibilidad de la vida en el planeta estará en peligro. Ese nuevo rumbo debe considerar soluciones que tomen en cuenta el aspecto energético, económico-social y ambiental; aspectos que conforman las tres grandes crisis que agobian al mundo.


En el nuevo orden energético deben tener supremacía todas aquellas fuentes energéticas, tecnologías y acciones que sean amigables al ambiente de tal manera de descarbonizar el patrón energético mundial, y así mitigar el cambio climático y su consecuente efecto invernadero.


En el nuevo orden ambiental, no solo debe acometerse acciones para reducir la emisión de gases de efecto invernadero, sino emprender una cruzada que conlleve a concientizar a la humanidad de lo importante e imprescindible que es proteger su hábitat.


En el nuevo orden económico – social, se debe incorporar el aspecto social sin dejar a un lado el concepto rentista per se de los negocios, lo cual fortalece el incremento de la calidad de vida de los actores que conforman las unidades productoras de bienes y servicios.


Estos nuevos órdenes deben estar circunscritos dentro del respeto de los derechos humanos, lo cual deberá ser el norte de la humanidad en este siglo XXI. Para que dichos derechos no sean letra muerta se deben repotenciar o reinventar todos aquellos organismos internacionales y regionales, de tal manera que sus recomendaciones sean acatadas por los gobiernos en beneficio de su población.


Así mismo, deben crearse organismos que puedan contrarrestar o defender la individualidad o el colectivo del atropello de los gobiernos. Me atrevo a decir que uno de esos organismos a repotenciar es la Organización de Estados Americanos, ya que hoy en día es un “club de presidentes”, donde se protegen unos a otros sin importar la población. Quizás se debería formar la OPA (Organización de Pueblos Americanos), conformada por representantes de cada país, los cuales no deben ser funcionarios públicos.


Lo importante es que después del 29S de 2008, el mundo cambio… y como se indica en el concepto gerencial: Hagamos de la crisis una oportunidad; esta es la oportunidad que tiene la humanidad para hacer un salto quántico y sentar las bases para una mejor calidad y para perpetuar su permanencia en el planeta tierra.


sábado, 4 de octubre de 2008

¿Sector electrico publico o privado?

Andrés Matas

La discusión sobre si el sector eléctrico debe estar en manos del sector público o del privado es de vieja data. El servicio eléctrico comenzó a prestarse a fines del siglo XIX por iniciativa privada en todo el mundo y así se mantuvo por décadas. Así creció y se desarrollo. Es más, los avances tecnológicos tanto en la oferta como en la demanda de electricidad siempre estuvieron, y están todavía, en manos privadas.

Pero en un momento dado las cosas cambiaron y los gobiernos comenzaron a asumir en muchos países la responsabilidad directa de la prestación del servicio. Europa estuvo a la vanguardia de este proceso y las razones son poderosas. Al finalizar la 2ª guerra mundial la infraestructura de la mayoría de los países del continente estaba destruida y esto incluía a las instalaciones eléctricas. Se requería un esfuerzo descomunal de reconstrucción que superaba la capacidad del debilitado sector privado. Esto condujo a la creación de grandes monopolios estatales que asumieron dicha reconstrucción. De allí surgieron Electricite de France, la emblemática CEGB en Inglaterra y Gales, ENEL en Italia y tantas otras empresas públicas que se encargaron del servicio. Estados Unidos no necesitó la intervención del estado ya que la guerra no tocó su territorio.

A partir de entonces se ha planteado la polémica sobre quién debe asumir la prestación del servicio. Aunque hay que reconocer que el tema se está superando y en la mayoría de los países se está dando entrada, desde finales de los 70, al sector privado. Sólo se mantienen testarudos algunos enclaves nacionalistas como Francia o Quebec y ahora algunos advenedizos como Venezuela.

En América Latina, como en la mayor parte del mundo en desarrollo, el estado entró por emulación a los países europeos, junto a la necesidad de impulsar la electrificación de las áreas rurales y estandarizar técnicamente al sector. De allí que en toda la región se impusieran las empresas del estado, hasta que comenzara la mencionada apertura de los años 70, la cual, por cierto, se inició en Chile. En este entorno Venezuela fue una excepción, por el mantenimiento del servicio privado en la ciudad de Caracas. Hay que destacar que las presiones estatizadoras siempre estuvieron presentes y la EDC se salvó gracias a la calidad de su servicio. Al final, a todos los gobiernos les daba miedo que el servicio se deteriorara después de la aventura estatizadora. Esto fue así hasta que llegó nuestra osada revolución.

Pero si apartamos la ideología de nuestra discusión, hay que reconocer que el servicio eléctrico se ha prestado razonablemente bien en muchas partes independientemente de quien asume la propiedad de las empresas operadoras y esto ha sido el resultado de cumplir con unas condiciones que son indispensables para su buen funcionamiento. Las fundamentales son: 1. dirigir las empresas de manera profesional, concentrándose en su objetivo y evitando influencias políticas y 2. Lograr una regulación independiente que oriente y fiscalice la gestión empresarial. Cuando estas condiciones se logran el sector trabaja bien, tanto en manos públicas como privadas.

Por eso en Venezuela la discusión debe salir del tema de la propiedad y debe preguntarse: ¿Por qué tenemos la prestación del servicio y la regulación en las mismas manos? ¿A quién le puede reclamar el usuario cualquier abuso de la empresa prestadora si el responsable de la regulación también dirige la empresa? ¿Cómo puede mejorar una empresa que se rinde cuentas a sí misma? ¿Por qué las empresas tienen que cumplir numerosas tareas “sociales” distintas a la prestación de un servicio de calidad?

Esta es la discusión que se impone ante la crisis que atraviesa nuestro sector eléctrico.

ANTE TIEMPOS TORMENTOSOS: FIRMEZA, PRUDENCIA Y CONFIANZA

Horacio Medina

Cuando este articulo se encuentre en circulación, la Cámara de Representantes del Congreso de los Estados Unidos, estará discutiendo y, esperamos que aprobando, un Plan de Rescate para afrontar la crisis que sufre el sistema financiero global y que podría afectar seriamente, no solo a la economía estadounidense, la más grande del mundo, sino también, a las economías de los países más desarrollados y, por ende, repercutir de manera global.

Tal como acotáramos en nuestro artículo de la semana pasada, la palabra clave es confianza y los mercados han estado tratando de mantenerse a flote, mientras esperan porque una decisión política, se transforme en un Plan de Rescate que intenta detener, lo que podría transformarse, a su vez, en una profunda crisis económica mundial, una recesión paralizante que sin duda, tendría inconmensurables proporciones.

Bajo este escenario, pensábamos la semana pasada y, aun el día domingo, que muy temprano el lunes la Cámara de Representantes aprobaría la propuesta de la Casa Blanca. No fue así. La Cámara negó la aprobación al Plan de Rescate, en los términos presentados por la Casa Blanca, votando en contra un tercio de los representantes demócratas y dos tercios de los representantes republicanos.

Este inesperado resultado por 228 votos en contra de la propuesta y 205 a favor, ciertamente deja ver un claro deterioro del liderazgo del Presidente e indica, además, que los elementos políticos relacionados con las elecciones a la Cámara, el próximo 4 de noviembre juegan un papel determinante. En efecto, particularmente, los congresistas republicanos que votaron en contra, representan al electorado mas conservador que no está de acuerdo, en que apruebe una suerte de cheque en blanco y tienen la percepción que, este Plan de Rescate estaría ayudando a los que provocaron esta crisis, bien por negligencia o bien por un desmesurado propósito de enriquecimiento y al mismo tiempo, apoyando a quienes violentaron Leyes y Normas, para aprobar créditos fraudulentos o improcedentes, otorgados por el sistema financiero. También es cierto que los congresistas, parecen no haber podido explicar a sus electores, lo que en realidad persigue el Plan, cuales son sus riesgos y cuales sus posibles beneficios.

De modo que, esta negativa combinación de una presidencia desgastada y deteriorada en su confianza, el vacío político del momento, previo a las elecciones de la Casa Blanca con dos candidatos sin propuestas claras para la solución y unas tensas elecciones en el Congreso, atentan contra la aprobación del Plan de Rescate para el Sistema Financiero estadounidense. Esperemos que la Casa Blanca, el Senado que trabaja en modificaciones al Plan, los candidatos presidenciales y los más connotados miembros de la Cámara de Representantes, puedan encontrar, en el más corto plazo posible, una propuesta coherente y unitaria.

Entre tanto, luego de una impresionante e inédita caída de la bolsa de Nueva York de 770 puntos, el día lunes, el martes la bolsa registro un rebote importante de 550 puntos, mostrando, a pesar de todo una confianza en la aprobación del Plan de Rescate y en la recuperación del sistema financiero.

Por su parte, el petróleo que cayó fuertemente el lunes hasta los 93 dólares por barril, tuvo de nuevo un comportamiento errático y aumentó por encima de los 100 dólares el barril el día martes. Como mencionamos en nuestro artículo anterior, este comportamiento de abruptas y considerables subidas y bajadas, está confirmándonos, la fuerte influencia que el sistema financiero global tiene hoy sobre la estructura de los precios del crudo. Algunos analistas se han adelantado a opinar sobre los precios, pronosticando que dentro de los próximos seis meses, los precios del West Texas Intermedie (WTI) caerán hasta niveles de los 80 dólares por barril. Otros, sin embargo consideran que ocurrirá, lo que podríamos definir como un desplome de los precios del precios del petróleo que colocarían la cotización del (WTI) entre los 50 y 60 dólares por barril.

En realidad, consideramos que pronosticar, en este momento, el comportamiento de los precios del petróleo dentro de la gran turbulencia financiera más que conocimiento requiere una dosis importante de poder mágico para ver el futuro. Ciertamente, en nuestra opinión, una vez que se apruebe un Plan de Rescate y se tenga una visión más clara de la magnitud de la crisis y de las posibles acciones de solución, sobre la base de haber evitado corridas bancarias, quiebras masivas y una generalizada sensación de desconfianza, las economía real sentirá un importante frenazo, una desaceleración y una posible recesión de mediana intensidad. Aun en este escenario, quizás el menos funesto, la tendencia a reducir el consumo energético es innegable y sobre esta base, la oferta superará los requerimientos de la demanda que harán necesario que la OPEP materialice cierres de producción ante la segura caída de los precios que en nuestra opinión, podrían alcanzar los 80 u 85 dólares por barril para el crudo marcador WTI, en el transcurso del primer semestre de 2009.

Habíamos venido manteniendo, desde meses atrás, que la tendencia a la baja de los precios del petróleo era clara y habíamos ubicado los precios, en la banda comprendida entre los 90 y 100 dólares por barril. En este momento, y a la luz de esta crisis financiera, se hace necesario estimar un precio por debajo de esta banda que, como mencionamos en el párrafo anterior, estaría más cercana a los 80 dólares por barril para el WTI. Sin embargo, no vemos precios por debajo de este valor, sobre la base de la articulación e influencia que el sistema financiero y otros factores geopolíticos, tienen sobre los precios de los “commodities”, donde el petróleo es jugador protagónico. Confiamos en que esta crisis financiera se traducirá en una recesión económica global de corto plazo y mediana intensidad.

Resulta obvio avizorar, tiempos turbulentos para países que dependen económicamente, en gran medida, de la venta de crudo, cuyo precio bajará a corto plazo y por tiempo no definido. Entre este grupo de países, sin duda, Venezuela ocupa lugar preponderante en cuanto a vulnerabilidad, ante esta situación se refiere, dado que, como nunca antes el país ha dependido con tanta intensidad del petróleo. Tengamos en cuenta, además, que Venezuela ha estado contrayendo de manera imprudente deudas garantizadas, en muchos casos, con venta de petróleo a futuro y además, vendiendo volúmenes de crudo con importantes descuentos y con pagos a largo plazo.

Tengamos en cuenta que la ya deteriorada cesta petrolera venezolana, desde el punto de vista de la calidad de los crudos y productos que incluye, estaría ubicándose, en el mejor de los casos 8 dólares por debajo del precio del WTI, vale decir que para un precio del WTI de 80 - 85 dólares por barril significaría un precio alrededor de los 72 -77 dólares por barril. Por otro lado, recordemos que el factor ingresos tiene dos componentes: precios y volumen. En tal sentido, Venezuela está en el peor escenario posible: precios bajando y volumen, en el mejor de los casos, constante, además, sin grandes proyectos de expansión en su fase conclusiva, motivo por lo cual, no se puede prever un aumento posible de ese volumen de producción. Tampoco podemos observar grandes inversiones privadas en el sector de hidrocarburos, más allá de las promesas y declaraciones públicas sobre el desarrollo masivo de unas ilimitadas reservas de crudo en una Faja del Orinoco que parece ser también ilimitada. Súmese, a todo esto, la reciente aprobación en la Asamblea Nacional de una Ley que considera, prácticamente todo el territorio nacional de utilidad pública, lo cual aleja de prácticamente todo el territorio nacional a la inversión privada, nacional e internacional.

Tiempos de turbulencia política, económica y social, están por venir para el mundo globalizado, pero en países como Venezuela esto puede transformarse en tiempos tormentosos con situaciones económicas y sociales de crisis profunda.

En resumen, estamos en un momento de una importante crisis financiera con altísimos riesgos de producirse un colapso económico con efectos globales. Aprobar el “paquete” de Rescate Financiero podría atenuar el colapso y producir un efecto de desaceleración o recesión económica mundial que afectara la demanda energética y por ende, producir una caída de mediana intensidad en los precios hasta niveles ubicados entre los 80 y 90 dólares por barril para el WTI apuntalado por otros factores que no estarían propicios a permitir un desplome en los precios. Tendremos necesariamente que observar con atención, opinar con prudencia y tener confianza de cara al futuro.

UNA REFLEXION SOBRE VENEZUELA

Gustavo Coronel

Muere asesinado el presidente de la Federación de Centros Universitarios del Estado Zulia. Donde está la decencia venezolana?

Rafaél Ramírez es indiciado de crímenes financieros a nivel internacional y PDVSA se convierte en lavadora de dinero sucio. Donde está la decencia venezolana? Ramón Rodriguez Chacín es publicamente señalado como colaborador de las FARC y en Caracas se inaugura un busto de Manuél Marulanda. Donde está la decencia venezolana?

Hugo Chávez regala petróleo venezolano a Fidel Castro, a Evo Morales, a Daniél Ortega y a otros compinches latinoamericanos. Donde está la decencia venezolana?
Iris Varela lidera la invasión de plantas de producción privadas, en abierta violación de las leyes del país. Donde está la decencia venezolana?

Hugo Chávez hipoteca el petróleo venezolano a futuro pidiendo dinero a los Rusos y a los Chinos para comprar armas y para financiar sus locuras hegemónicas. Donde está la decencia venezolana?

Los cadeticos y militarcitos de nuestro ejército andan por allí balbuceando de manera indigna: patria, socialismo o muerte. Donde está la decencia venezolana?

Los líderes de nuestra oposición insisten en que sacarán a Chávez el 2012 por los votos, mientras Chávez se defeca a diario en las leyes del país. Donde está la decencia venezolana?

Mario Silva y Luis Acosta Carlez, un par de patanes de lenguaje cloacal, son candidatos a la gobernación de Carabobo, estado que algun vez fue territorio de primer mundo. Donde está la decencia venezolana?

Quisiera saber cuando regresará de sus vacaciones la decencia de este pueblo, cuando mostrará su decoro, su sentido del honor. Quisiera saber hasta cuando demorarán los venezolanos la explosión de su indignación, cuantos más venezolanos tendrán que morir en las calles sin ley, o ir a la cárcel o al exilio, o tendrán que sufrir la humillación de convertirse en limosneros del régimen antes de que se haga presente la decencia venezolana.

Será que yo estoy totalmente equivocado? Será que en Venezuela realmente todo marcha bien y que mi percepción sobre un desastre nacional es injustificada? Me dicen quienes viven en Caracas que los caraqueños se mantienen a diario entre el pánico y la euforia. Pánico por la inseguridad, el caos y la suciedad imperante, euforia por el rio de dinero que permite que muchos olviden sus ideales y sus principios y se hagan de pequeñas o grandes fortunas bajo la sombra de un régimen que roba pero deja robar.

Mis amigos me dicen: “Los restaurantes están repletos, Gustavo. Los hoteles llenos. El paisaje urbano está más sucio, más deteriorado, más degradado, pero mientras corra el dinero, mucha gente mantiene una percepción de bonanza. La situación recuerda a la del perro de la casa que le sostiene la linterna a los ladrones, a cambio de unos trozos de lomito. No es ni siquiera un problema moral”, me dicen. “Es más bien un asunto de sobrevivencia”.

Yo puedo entender que muchos venezolanos puedan ser fácil presa de la pasividad y el fatalismo, pero no acepto la claudicación de tantos otros, quienes sabiendo con claridad lo que están haciendo, compran unos pocos años de aparente bonanza al alto precio de sus principios.

Aprendí en el hogar y en la escuela, con mis padres y con los maravillosos sacerdotes salesianos, que nada es más importante que el respeto por uno mismo, la dignidad y los principios. Será que ellos no me enseñaron bien y que lo importante es la adulación, la patanería y la deshonestidad? Será que estoy viviendo del otro lado del espejo?

Estas son preguntas que los venezolanos decentes tienen todo el derecho de hacerse en estos momentos.

Existe todavía una decencia venezolana, como fuerza colectiva? Por quienes estamos luchando,? Existe, acaso, una Venezuela por la cuál valga la pena luchar?

Hacernos estas preguntas es pertinente. Sin embargo, aún cuando yo encontrase que no hay respuestas satisfactorias para ellas, que no existe ya una Venezuela por la cuál luchar, yo seguiría tratando de hacerlo, aún cuando fuese el único que todavía pensase así. Lo haría en nombre de la Venezuela que conoci, en nombre de todos a quienes he venerado, en el nombre de una Venezuela que ya parece mítica. Una Venezuela que en algún futuro lejano podría prevalecer. Ya no estoy seguro de que ello sucederá y admito que hay abundantes razones para no ser optimista, pero no tengo duda alguna de que es preciso continuar luchando por ese ideal hasta el final.


DONDE ESTÁ LA DECENCIA VENEZOLANA?